¿DEPORTE? | Editorial

¿DEPORTE?

(Reflexión - @Amado Hurtado)


Estamos viendo estos días el paroxismo al que ha conducido la muerte de Diego Armando Maradona, elevado a los altares futboleros por millones de “fieles”…


Dice Arthur Hopcraft, en su “Hombre de fútbol”, que "el fútbol puede volver a un hombre más ridículo que la bebida". Y yo añadiría algo más: "el fútbol es hoy el opio de los pueblos".

También sugiero prudencia al hablar de "talento" en lugar de habilidad, e incluso "maestría" en el desempeño de un oficio. El verdadero espíritu deportivo consiste en superarse a uno mismo y no en superar a un "contrario". Los contrarios se convierten fácilmente en “enemigos” que no juegan, sino que luchan…


Las sociedades anónimas que son hoy muy especialmente los clubes futbolísticos buscan dinero explotando atavismos territorialistas semejantes a los que inspiran los nacionalismos, las banderías, los sectarismos religiosos, etc.

Los actuales templos-estadios necesitan ídolos que susciten fervores pasionales, como ocurría en los circos romanos y en sus versiones tauromáquicas hispanas o en los cuadriláteros boxísticos, etc. Todos esos espectáculos de masas diluyen la individualidad, convirtiendo en rebaño productivo a millones de espectadores de supuestos “deportes"...



#DEPORTE #Editorial